Esta semana voy a publicar un vídeo que, confieso, lo estaba reservando para “Lead Magnet”, “gancho”, “señuelo” o como quieras llamarlo. Me parece un contenido tan bueno que me da como pena ponerlo en el canal de YouTube, como si fuera un vídeo más. 

Pero el viernes pasado me pasó algo que me hizo cambiar de opinión. 

Conocí personalmente a a Ángela, de Te lo cuento de camino, una emprendedora cuyo negocio casi se va a pique por una penalización de Google. Su web fue hackeada, y de un día para otro,  se llenó de uls con pornografía horrible (me ahorro los detalles). 

Ante este panorama, Google consideró que lo mejor era borrarla de un plumazo de los resultados de búsqueda. Ángela tardó bastante tiempo en darse cuenta de esta situación y, aunque pudo salir de la penalización, no ha recuperado todo lo que tenía.

Hace poco me topé con un caso muy parecido. Yolanda, la dueña de la web hackeada y penalizada, me autorizó a usar su caso para un vídeo. Esta vez los hackers usaron la web de su academia de idiomas para vender Viagra. Y, una vez más, Google consideró que mejor no enseñarla más.
 

Así que hoy, para celebrar que ya tengo casi 300 suscriptores en el canal de Youtube, comparto este vídeo para todo el mundo. No todos los días podrás ver una web penalizada, así que tómate 5 minutos y descubre cómo podemos darnos cuenta que Google nos ha bajado el pulgar.

Espero que sea un contenido que te sea de utilidad y anímate a suscribirte al canal (que me hace mucha ilu!!)

Hasta la semana que viene!!

 

Flor

 

Una respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *